Letra 7

Sortilegios: escultura y fotografía

La muestra de Sandra Boulanger presentada la semana pasada combina arte fotográfico retocado y escultura en cerámica, de este trabajo escribe Ignacio Vera.
domingo, 12 de mayo de 2019 · 00:00

Ignacio Vera de Rada  Escritor

Comenzó como bailarina de ballet clásico y terminó siendo artista plástica. Pero, antes de explorar y experimentar esta última veta, dedicó gran parte de sus esfuerzos creadores a la fotografía. Y es que Sandra Boulanger estudió fotografía en el International Center of Photography de Nueva York, y desde entonces ha producido una gran obra fotográfica que ha sido expuesta en países de varias latitudes del mundo.

Pero Sortilegios, su última muestra, es una combinación de arte fotográfico retocado y escultura en cerámica. La exposición es como un sincretismo que busca complementarse con sus distintos componentes, y es que, como cualquier exposición de arte visual, que debe comprender un significado coherente fruto de los distintos elementos que la integran, en Sortilegios Boulanger intenta hacer que tanto sus esculturas “no lineales” cuanto sus fotografías retocadas encuentren un hilo común que las vincule para hacer una historia sólida y transversal. El concepto general de la obra es el teatro en el mundo, o el mundo como representación escénica e histórica. 

Porque en el teatro vale y entra todo. Es la vida misma en su mayor expresión de serenidad y pasión, como en las obras de Shakespeare. Personas, objetos, perspectivas, reflexiones, pasiones, vicios, miradas inocentes y tiernas. Es la sociedad en todo su dinamismo y complejidad. Todas las fotografías y esculturas tienen una historia que transmitir. Los rostros tienen un hálito especial de vida porque traducen sentimientos y emociones intensas. Algunas muecas son planas, pero la expresividad del cuerpo compensa el estoicismo facial. Y, por el contrario, cuando el cuerpo está impávido y estático, el semblante denota o una emoción muy fuerte o una melancolía sin límites.

Son decenas y decenas de objetos, entre estatuas pequeñas y fotografías; y como sucede con las grandes obras pictóricas del arte universal, cuyas líneas y toques sutiles, independientemente tomados, suelen contar historias, haciendo al mismo tiempo, unidos, un cuerpo sólido, la muestra  Sortilegios puede ser analizada tomando independientemente cada una de sus piezas, pero también puede hacerse de ella una visión panorámica para de esa manera hilar una historia general, tomando todas las piezas como un todo.

“Me he vuelto obsesionada con la cerámica, estoy enamorada de ella, y ahora tengo un horno; (la escultura) es una de las cosas más increíbles, porque te obliga a estar tranquila y centrada, cosas que no soy. Entregarte a esto es mágico y doloroso, porque pierdes piezas se te rompen, y en este sentido, el horno también decide”, afirma la autora de Sortilegios al definir el arte de la escultura en cerámica.

Son estatuillas que oscilan entre los cinco y los veinte centímetros, aproximadamente, y que ostentan colores oscuros, entre ocres y verdes. En un sector se exponen las bailarinas, que hacen como una evocación de la vida de danzadora de la misma autora cuya mano les dio vida. Ostentan trajes raros, algunos como de mujeres antiguas del siglo XIX y otros como de flamenco. En otro lugar se exhiben unas esculturas que representan a mujeres con motivos naturales: damas en cuyos brazos y cabezas se posan aves y descansan conchas marinas, entre otros elementos de la naturaleza. Algunas están cubiertas por el esmalte brillante y otras son opacas. 

“Es modelado, aunque también hay piezas hechas con torno; todo es esmaltado en alta temperatura”, indica Boulanger sobre la técnica para la elaboración de sus esculturas. Cada estatuilla tiene un nombre. Cristina, Nelly… Son personajes que representan a personas de la vida íntima y real de la artista.

“Las trabajo de forma manual, porque mientras más tecnología tenemos, más me aburre que todas las fotografías salgan iguales. Entonces, imprimo en papel de algodón, que, eso sí, no te da la nitidez absoluta, pero sobre ellas pinto con ceras de oro, y luego las trabajo con resina y cera”, dice la artista  acerca de la forma con la que trabaja sus fotografías. El papel, explica, lo hace ella misma en una olla de presión; prepara pliegos con tintas vegetales. 

Hay retratos de personas y animales. Las perspectivas son variadas; cada foto es original y única: una paloma en pleno vuelo, una carreta tirada por burritos, un bus destartalado… Algunas fotografías son pequeñas y están en medallones, en collares dorados que combinan con el dorado de la cera de oro.

En un lugar aislado, y por lo mismo preferencial, se encuentra una escultura que está mirando a la calle a través del cristal, como con la vista perdida, contemplando a los transeúntes que pasan caminando por la vía. Es probablemente la escultura más pequeña de todas, pero está justo al lado de un póster que lleva impresa la fotografía de esa misma escultura, como para decir a todos los que van a la galería que ella es la pieza más importante de todas, o la que tiene la fuerza representativa más maravillosa que ninguna otra. No tiene color ni esmalte, y está puesta sobre un pedestal especial y bajo un cristal que la protege, como un domo. Es un busto de miniatura. Sin embargo, la persona a la que representa es colosal, al igual que su obra y su vida. Se llama El pequeño Mozart. 

Es de solamente unos seis o siete centímetros de alto y unos cuatro o cinco de ancho, y representa a la figura de un adolescente de unos quince o dieciséis años, con la mirada perdida y al mismo tiempo penetrante, el cabello ondulado y desordenado y la cara tierna. El pequeño Mozart es el colofón perfecto de Sortilegios. Le da el toque clásico que cualquier obra de arte debe tener. Al ver esta escultura vienen a la mente las notas magistrales de la Sinfonía 40, o mejor aún, las de la Pequeña serenata nocturna, y entonces es como si todas las demás obras entraran en una danza mágica dirigida por la armonía del clasicismo musical. El ballet se hace presente por tanto.

 

 

Otras Noticias