Negociaciones al filo, las horas previas al registro de alianzas

Los actores políticos, hasta el mediodía de ayer, hablaban de negociaciones en busca de lograr “una sola fuerza política”. En la tarde, la historia era otra.
miércoles, 14 de noviembre de 2018 · 00:34

Pamela Pomacahua /  La Paz

“Ahí muere todo”. Con esa frase el vicepresidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Antonio Costas, subrayó que el plazo para registrar alianzas fenecía a las 23:59 de ayer.  La autoridad mencionó aquello a las 11:20, después de dar una entrevista a una emisora nacional.

Justo en ese momento  los actores políticos del FRI y Demócratas conversaban sobre una eventual alianza, que de consolidarse emergería como un “gran bloque” de la oposición. El lunes, los dirigentes del partido verde  lanzaron una frase que hacía pensar que la balanza se inclinaba, en parte, hacia un posible pacto. “Queda un canal de conversación”, dijo un vocero.

A las 10:00 de ayer, el diputado del Movimiento Demócrata Social (MDS)  Gonzalo Barrientos  tuvo un contacto con la prensa en el que a esa hora alimentó aún más la posibilidad de arribar a un acuerdo similar al que esa fuerza llegó con Unidad Nacional, el Movimiento Originario Popular de Potosí y Venceremos de El Alto. 

“Vamos a continuar con esta articulación en el transcurso de estas próximas horas”, declaró.  

Del otro lado, a las 11:00, fuentes cercanas al bando  FRI-SOL.bo indicaron que para sellar un acuerdo serviría solamente una llamada de los Demócratas. “¿Quién es el interesado?”, preguntaron.  

El lunes, Demócratas invitó a la alianza que lidera el FRI a “compartir” la “visión colectiva de unidad” que tiene el partido verde, aunque hubo dirigentes que le pidieron al candidato  Carlos Mesa que acepte competir en primarias, en las que participen “todos”  para definir al postulante de unidad.

Ernesto Suárez, alto directivo de los MDS, llegó a decir: “No se puede pasar de un caudillo autoritario  a un caudillo ilustrado”. 

Pese a todo, la idea de un acuerdo subsistía hasta el mediodía. Una  fuente cercana a la alianza confirmó que las tratativas estaban en curso e indicó que en porcentaje le daba un 60% al eventual acuerdo. 

A las 12:46, el TSE informó que a esa hora no se había registrado ninguna alianza.

Todo cambió en la tarde. Cuando se difundieron imágenes de las negociaciones entre Mesa y Adrián Oliva, líder de Todos, ya se rumoreaba que las tratativas con el frente liderado por Demócratas habían naufragado. 

Aquello se confirmó a las 16:00, cuando Mesa, Luis Revilla, líder de SOL.bo,  y Édgar Guzmán, presidente del FRI, llegaron al Órgano Electoral para registrar la  alianza “Comunidad Ciudadana” en la secretaría de cámara.   

“Somos parte de una sola unidad que tiene un proyecto,  no sólo para elecciones primarias sino también para las elecciones generales del próximo año (...). Los ciudadanos son los verdaderos protagonistas”, manifestó Mesa luego de dejar las instalaciones  del TSE.

Una fuente cercana a la alianza indicó que además del “caso Leyes”, jugó en contra del acuerdo   la definición de espacios de poder del partido verde. Los líderes de FRI-SOL.bo manifestaron, desde el principio,  su rechazo a los denominados “cuoteos”.   

A las 18:00, un comunicado de UN dio por consagrada la reedición de la alianza Unidad Demócrata. El pacto se consolidó bajo el nombre de “Bolivia dice No”.   

Frente a todo ese panorama, el jefe de bancada del  Movimiento Al Socialismo en  Diputados, David Ramos, dijo que ellos no necesitan aliarse con ningún partido  político. “Estas alianzas que se suscriben en esta coyuntura política son alianzas que se replican, en el pasado siempre han sido aliados”, afirmó  Ramos.

Tres   bloques 

  • Comunidad   El primer “gran bloque” opositor es  el FRI-  SOL.bo. El candidato  es   Mesa.
  • Bolivia dice No    UN y MDS conforman el segundo bloque de la oposición.   
  •  Masismo  El Movimiento Al Socialismo es la tercera fuerza en carrera. Su candidato a la presidencia es Evo Morales, quien busca ser reelegido pese al 21F.
2
18