Plataformas cuestionan el uso de “Bolivia dice No” en alianza

Kuña Mbarete, Generación 21 y Otra Izquierda es Posible coincidieron en manifestar que el lema le corresponde a “todos” y que, por tanto, nadie es su “dueño”.
jueves, 15 de noviembre de 2018 · 00:45

Pamela Pomacahua /  La Paz

Tres  plataformas   cuestionaron  al Movimiento  Demócrata Social (MDS) y Unidad Nacional (UN) por   usar  el  “Bolivia dice No” para registrar su pacto. Dos dirigentes del bloque opositor afirmaron que el denominativo  pertenece a un colectivo  de   jóvenes cruceños que forman parte de la alianza.   

“La desesperación hace que agarren ese nombre como bandera,  siendo que ese nombre no tiene dueño. Es la desesperación de personas que están ya varios años en el poder y quieren seguir en el poder como Rubén Costas   y Samuel Doria Medina, que es la cuarta o quinta vez que  intenta entrar  al sistema”, dijo Christian Tejada, líder de  Generación 21.   

Graciela Barbery, representante de Kuña Mbarete, expresó  que no le parece que un denominativo, que es de “todos”,  se use para una candidatura. “Una cosa es el discurso”, afirmó.  

Beto Astorga, dirigente de Otra Izquierda es Posible, también criticó  al bloque opositor  Demócratas-UN,  porque -argumentó- el lema corresponde “al pueblo”.

 “No es bueno colocar un hecho histórico para la democracia como nombre de una alianza política,  menos entre partidos tradicionales que poco hicieron por el 21F. El Bolivia Dice NO es de la democracia, del pueblo, de las plataformas ciudadanas y de esa ciudadanía valiente que quiere recuperar la libertad en Bolivia”, afirmó el activista. 

En el referendo constitucional del 21 de febrero de 2016, 2,6 millones de electores ratificaron el artículo 168 de la Constitución Política del Estado, que no establece una reelección indefinida.  En aquella oportunidad,  el MAS buscó reformar el  artículo para que el presidente Evo Morales pueda ser reelecto por dos veces continuas.

 En noviembre de 2017, el masismo logró que el Tribunal Constitucional falle a favor de la reelección, pese al  21F. 

Tejada  indicó que en la coyuntura política el  Gobierno  fue inteligente, porque empujó a las plataformas de desinflarse.  No obstante, expresó   que “como Generación 21 no vamos a descansar hasta reconquistar la democracia”.

El senador Óscar Ortiz (Demócratas) explicó que la plataforma “Bolivia dice No” es parte de la alianza. “Nosotros fuimos los que trabajamos durante el referéndum porque pusimos 40.000 personas a cuidar el voto, gracias a eso se respetó el  voto”, expresó. 

El senador Arturo Murillo (UN)  agregó que el grupo de jóvenes  son cruceños y que “está registrada su marca”.

 

¿Por qué   no hubo alianza con el FRI?

   El senador Arturo Murillo (UN) explicó que retaron    a Carlos Mesa, candidato a la presidencia por el Frente Revolucionario de Izquierda  (FRI), a que compita en las internas de enero de 2019 para definir al candidato de unidad. “Se corrió de las elecciones primarias por no querer enfrentarse con otros candidatos”, dijo.  

El legislador de la Cámara de Senadores Óscar Ortiz manifestó  que, entre otros desacuerdos,    no coincidieron en  el  proyecto de visión de país.

 Por su parte, Edwin Herrera, vocero de Soberanía y Libertad (SOL.Bo) -agrupación  que firmó alianza con el FRI-,  indicó que no encontraron  coincidencias ideológicas, en especial con Samuel Doria Medina, jefe de UN, partido que se alió a los Demócratas.

 

El “No” del 21F

2016 El lema “ganó terreno” desde junio de 2016,  de la mano de activistas, cuando el masismo habló de  habilitar a Evo   Morales a través de un “segundo  referendo”.
El  “Bolivia dijo No” debe entenderse en el marco del referendo del 21 de febrero de 2016, cuando el 51,3%   ratificó el artículo 168 de la CPE, que no establece la reelección indefinida.

2017 El 21 de febrero, el “Bolivia dijo No” se escuchó  al unísono  en la  concentración de San Francisco, en defensa del 21F. En noviembre,  el TCP habilitó a  Morales.

2018 En la  gestión en curso  hubo desde  motorazos hasta  la  “caravana del No”, que viajó en abril a Lima,   sede de la  Cumbre de las Américas,  y  llevó  el “Bolivia dijo No”.

20
2