Rodolfo Eróstegui T.

Nuevas líneas de análisis electoral

martes, 27 de octubre de 2020 · 00:10

Esta semana y las siguientes en las redes sociales y los medios de comunicación se tendrán muchos artículos que analicen el resultado de las elecciones 2020.   Esto es así porque estamos en épocas de sacar conclusiones y del mea culpa.  Seguramente los que se hagan posteriormente, cuando cierren las heridas y se borren la sonrisa que da el triunfo,   serán más profundos y explicarán mejor lo sucedido.  

Las opiniones están tocando los mismos puntos comunes de las anteriores elecciones. Pareciera que tanto los cientistas políticos como los operadores partidarios no aprenden, siempre tropiezan con la misma piedra. Creo que ya es hora de intentar explicar el comportamiento electoral a partir de otras variables. Estoy seguro que con este ejercicio las conclusiones serán diferentes.

El país, cifras más cifras menos, es 30% rural y 70% urbano. Sin embargo, mucha gente que la consideramos urbana, en un alto porcentaje vive con un pie en el campo y otro en las ciudades. No sólo está en el campo en épocas de siembra o cosecha, sino también asiste a la mayoría de las reuniones de su comunidad. Acata sus decisiones. Estas personas desde la perspectiva electoral deben ser consideradas rurales debido a que no rompieron el cordón umbilical que los ata a las comunidades. Esta debería ser una línea de explicación electoral. 

Por otro lado, mucho se dice que más del 65%  de la población trabaja en el denominado sector informal y el 80% de los laburantes están vinculados a la micro y pequeña empresa. Esta cifra se la tiene que analizar con mucho cuidado. No conocemos las aspiraciones de estas mayorías. Estoy seguro que no son las mismas que la que tienen los trabajadores asalariados.  A muchos de estos trabajadores los etiquetamos bajo el rótulo de emprendedores por ser microempresarios. Pero me temo que estos se consideran a sí mismos como trabajadores y además explotados. Quizá por ello visten  poleras, en cuyo pecho está la famosa imagen del Che Guevara. Esa podría ser otra línea de interpretación electoral.

Creo que una buena aproximación de interpretación, de esta y de las anteriores elecciones,   es la que hace hincapié en las condiciones étnicas, en el color de piel, en el idioma, etcétera. Si bien estos elementos están presentes entre los analistas y diseñadores de campañas, ya no son consideradas determinantes después de la muerte del compadre Palenque. Esto es mucho más válido en las carpas opositoras al MAS. 

También se tiene que indagar el por qué la mayoría de sociedad condena la corrupción de personas que no sean del MAS, pero cuando se involucra a miembros del partido azul, la gente parece no importarle mucho. Ocurre algo similar a lo que se decía de cierto alcalde de la Llajta,  no importa que robe con tal de que haga obras. En otras palabras hay un comportamiento ético dual. Se mira en la paja ajena mas no en la viga del propio ojo.  Por qué esto es así. No hay una explicación desde la psicología o sociología, pero que a la hora de la verdad se manifiesta.  Por ejemplo se dice que se castigó   por la conducta antiética y por los supuestos actos de corrupción de la Presidenta Añez. Pero esta condena no es la misma para los autores de la corrupción en el Fondo Indígena.  

Por otro lado las elecciones también es un tema de credibilidad de los candidatos. Todos estamos de acuerdo en que la corrupción y el contrabando están asfixiando al país. Por ello todos los candidatos proponen acabar con estos males. Sin embargo, un candidato es más creíble que otro. Si los contrabandistas creen que un candidato será efectivo en la erradicación del contrabando no lo votarán.  Lejos de cosechar votos los espanta.

En otras palabras debemos de dejar de planificar campañas con base en supuestos e interpretaciones que no necesariamente corresponden a la realidad o al pensamiento de toda la sociedad. Para ello es importante dar una nueva lectura a las aspiraciones de todos los segmentos de la sociedad.

 
 Rodolfo Eróstegui T. es experto en temas laborales.
 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

12
3

Otras Noticias